La Ley del Emprendedor a punto
de salir del horno

La Ley del Emprendedor a punto de salir del horno

El Gobierno de España, conforme a lo establecido en una recomendación de la Unión Europea sobre apoyo a iniciativas de emprendimiento, prepara el texto de la futura Ley del Emprendedor de nuestro país. Los ministerios de Hacienda, Empleo, Industria y Economía y Competitividad están involucrados en la redacción de la norma, coordinados por Álvaro Nadal, Jefe de la Oficina Económica de La Moncloa, y Cristóbal Montoro, Ministro de Hacienda y Administraciones Públicas.

Algunos expertos ya han señalado que la nueva legislación debería facilitar la creación de empresas y de estructuras eficientes, que pudieran aguantar las vicisitudes del mercado y contratar a desempleados. Thierry Casillas es uno de esos estudiosos y Director de Programas de Consolidación de la Escuela de Organización Industrial. Para Casillas, debería tenderse a la implantación de organizaciones cada vez mayores y primar los proyectos que tuvieran elementos diferenciadores. No en vano y según este profesor, la inmensa mayoría de las empresas españolas son diminutas (según el INE, el 81% tiene menos de dos empleados), lo que dificulta su innovación e internacionalización. Además, más de la mitad de las nuevas iniciativas de negocio surgen en sectores ya saturados y plagados de una dura competencia, que dificulta el éxito de aquéllas. Bruselas recomienda apoyar proyectos de negocio de personas físicas y jurídicas, sobre todo, si las iniciativas emprendedoras pueden evolucionar y mejorar progresivamente en eficacia, lo que significa tener plantillas de no menos de ocho trabajadores.

Otros expertos estiman que la nueva Ley del Emprendedor debería suprimir tributos, facilitar ciertos trámites burocráticos, establecer una licencia única para todas las administraciones y atender las necesidades de financiación que plantean los emprendedores.

Al parecer, estas sugerencias de los expertos y de los propios emprendedores serán recogidas en el texto, que estará conformado por cuatro grandes pilares básicos:

  • Eliminación de burocracia
    Con el objetivo de reducir los 10 trámites burocráticos, que actualmente son necesarios para crear un negocio en España, así como los 47 días de media que dura el proceso.
  • Rebaja de impuestos
    Se implementarán una serie de incentivos fiscales, para animar la actividad emprendedora. Cristóbal Montoro ya adelantó la puesta en marcha de una medida, que permitirá pagar el IVA después de cobrar las facturas.
  • Incentivación del crédito y la financiación
    Para facilitar la financiación y el capital a los emprendedores, se fomentarán las redes business angels (inversores privados), los fondos de capital semilla con financiación pública-privada, ampliación de micro-créditos, capitalización de prestaciones por desempleo etc.
  • Internacionalización
    La nueva ley apostará decididamente por las empresas que se muevan en escenarios globales. Los inversores valoran muy positivamente ese tipo de acciones. La futura normativa establecerá una serie de deducciones, por gastos relacionados con la internacionalización de las organizaciones.

Se prevé que la Ley del Emprendedor vea la luz en pocas semanas y que, gracias a ella, con una simple tarjeta de crédito y una conexión a Internet sea posible crear una empresa en cualquier punto del país.

Fuentes | Expansión-La Razón (Tu Economía)
Foto | Flickr, Populares de Cantabria

Tags: , ,

Leave a Reply